Un sentimiento que se fugo…

Te extraño tanto, el tiempo pasa y duele y duele mas y mas, me quemo me arde todo, quisiera que solo fueran palabras todo esto que siento por ti y no es así, esta vez no haré metáforas ni parábolas para esto, no quepo de vergüenza cada palabra cada golpe, cada herida me duele porque mate lo que mas amo en este mundo, que amo tus ojos, amo tus manos, si esas que lastime, me duele todo porque te perdí, que recuerdo tantas cosas a tu lado mi amor, recuerdo esa tarde en el parque cuando me diste la noticia de que había fallecido mi papa, cuando te conté lo que me había sucedido, cuando me platicaste lo que te había pasado, maldita sea porque no llegue con una tarjeta de San Valentin, quizás fuera un poco menos doloroso, pero mi taza y mi pañuelo son sinceros y se que llevas mi aroma en cada poro de tu ser, así como yo llevo el tuyo que jamas olvido. Que se me hace un nudo  en la garganta, que me muero por verte.

Que no era yo, maldita sea que no era yo, que llorando me maldigo, que por mas que quiero hacerme el fuerte estoy quebrado, que a veces quisiera no pensarte tanto y mi descanso es cuando duermo y te me apareces en mis sueños, portabas un vestido hermoso y te abrazaba y me abrazabas y me repetías porque lo había hecho y me decías que me querías y que me amabas mucho y no te soltaba porque tenia miedo de despertar y saberme infelizmente solo alejado de ti y desperté perramente mas solo.

No estoy enfermo no eres mi enfermedad, si te necesito mucho, me haces mucha falta te extraño, te recuerdo, te anhelo, te sueño, te amo y te beso en mi realidad. Mi realidad, esa donde soy un desempleado, tengo sueños a tu lado, donde quiero aspirar contigo, donde me estoy partiendo la madre en si ir a correr a buscarte como el marica que soy o amarrarme los huevos y esperar, pero no se que esperar.

Te hubiera pinches besado mas ese jueves necesitaba tanto tus besos, tus besos, perdóname Angélica mía, perdóname.

Perdóname por no abrazarte cuando debía. Perdóname por no besarte mas, perdóname por no escucharte mas, perdóname por no estar, perdóname cada golpe. Perdóname cada herida que deje en tu corazón de princesa. Perdóname. Se que fui injusto se que fui un patán, no me abandones mi cielo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s